Habeas Data – Datos Personales – Privacidad

Privacidad del correo electrónico

Posted: agosto 15th, 2007 | Author: | Filed under: Argentina, Delitos | No Comments »

Hace unos meses informabamos que “un fallo de una jueza correccional”:http://www.habeasdata.org/node/249 sostuvo que no constituí­a delito el acceso a papeles privados almacenados por el titular de la cuenta en su web mail o correo electrónico de Yahoo. También recordamos el fallo de la “Cámara Federal que declaró ilegal la obtención de correos electrónicos sin orden de juez”:http://www.habeasdata.org/caso-Dragoslav-acceso-correo-electronico-sin-autorizacion-ilegal ni consentimiento de su titular. En estos meses, en el Senado, “se está debatiendo una reforma al código penal”:http://www.habeasdata.org/Delitos.informaticos.media.sancion.en.general.2006?PHPSESSID=b87e0b352c7508f062933f30fe960105 que sancionarí­a esta clase de delitos relacionados con la privacidad y el correo electrónico.

Ahora el “diario Clarí­n informó la semana pasada”:http://www.clarin.com/diario/2007/08/10/sociedad/s-05502.htm que el periodista Luis Ventura fue condenado a pagar 5.000 pesos por el delito de “publicación indebida de correspondencia”. Lo que hizo fue divulgar cartas personales de Juan Castro después de su suicidio. El fallo fue dictado por el juez correcional Omar Facciuto.

La nota periodí­stica informa que Ventura puede ahora presentar un recurso ante la Cámara de Casación y que el querellante es el hermano gemelo de Castro. El debate, relativo a un fallo que según los juristas no tiene precedentes, se desató porque Castro no “exhibió su correspondencia privada”. Se argumenta que se publicaron indebidamente en el transcurso del programa “Intocables en el Espectáculo”, que fue emitido el 4 de marzo de 2004.

Las cartas, eran correos electrónicos, habí­an sido enviadas por Mariano Castro a su hermano Juan. Estaban claramente vinculadas a la vida privada. Se describí­an sentimientos personales entre los hermanos. Ventura, según las actuaciones jurí­dicas, exhibió el contenido de aquellos mails, y el juez consideró que el correo electrónico es, sin dudas, una correspondencia privada protegida por el Código Penal.



Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.